Seguramente por el nombre no lo conoceréis, pero se lo habréis visto a muchos deportistas o a gente cercana después de haber ido al fisioterapeuta. Este tipo de vendaje son esas tiras de colores que les ponen. Esta técnica fue creada por el investigador Kenzo Kase en la década de los 70 basándose en la idea de que el movimiento y la actividad muscular son necesarios para el mantenimiento o la recuperación de la salud. Actualmente, esta práctica está muy extendida tanto en el área deportiva como en la práctica clínica.

¿Qué es el vendaje neuromuscular?

En cuanto a la venda, se puede decir que es un esparadrapo elástico con una capacidad de elongación de entre 120-140% igualando la elasticidad de la piel. Otras características semejantes a las de la piel son su peso y densidad. La presencia de ondulaciones en su reverso provoca una elevación de la epidermis y, por lo tanto, un aumento de la circulación sanguínea y linfática local.

Colocación

A la hora de colocar la venda, hay que tener varias cosas en cuenta:

  • La piel debe de estar sin pelo, limpia, sin grasa, etc.
  • Se hacen fricciones para calentar la venda. No usar artilugios como secadores de pelo para dale calor.
  • Siempre se redondean los picos, para que tengan menos facilidad para despegarse.
  • Pueden aparecer picores bajo la venda, pero siempre que sean de corta duración no se tienen en cuenta. En el caso de que durase más de media hora, habría que retirarlo.
  • La retirada se debe de hacer con cuidado, sin tracciones fuertes.
  • Se deja colocado tres o cuatro días, ya que a partir de ahí pierde efectividad. Antes de colocar otro vendaje en la misma zona, hay que esperar unas 12 horas para que la piel se regenere.
  • El pico de máxima acción es a las 24 horas de colocarlo y una vez retirado, perdura su efecto durante dos días.

Formas de aplicar las vendas

  • Técnica en “I”, consiste en un trozo de venda en forma rectangular y con los bordes circulares.
  • Técnica en “Y”, es la misma venda con los bordes redondeados, pero se le hace un corte en el centro.
  • Técnica en “X”, se le hace un corte en el medio de la venda, pero por los dos extremos.
  • Técnica en pulpo (para drenaje linfático), Uno de los extremos de la venda, se divide en 4 o 5 patitas de 1 cm aproximadamente.
  • Técnica en red o web, consiste en hacer divisiones pero en la zona central, con el fin de adaptarlo en una articulación, sobre todo codo y rodilla. Los extremos quedan enteros.

Efectos que produce

Utilizado de distintas formas y diferentes tensiones, la aplicación del Taping puede conseguir diferentes acciones:

  • Acción biomecánica: al permitir el movimiento, los tejidos blandos no pierden la elasticidad. Por lo cual hay un movimiento más funcional, mejor alineación y facilitación del movimiento.
  • Acción exteroceptiva: al ser un vendaje que va sobre la piel, la zona de la piel donde se aplica el vendaje, se estira con el movimiento. A su vez la musculatura antagonista se contrae para proteger.
  • Acción neurorefleja: cada zona de la piel comparte inervación por un mismo segmento medular que otras partes del cuerpo como músculos, vasos sanguíneos o vísceras. De esta manera, un estímulo puede incidir en el resto de componentes inervados por el mismo segmento medular.
  • Acción analgésica: cuando se aplica la venda, ésta tracciona sobre la piel y hace que se eleve haciendo ondulaciones, esto produce que aumente el espacio entre las distintas capas tanto de la piel como de las fascias y a nivel muscular, provocando que se disminuya la presión que se produce en los nociceptores (receptores del dolor), además mejora la circulación y se eliminan deshechos haciendo que disminuya el dolor.
  • Acción circulatoria: por el aumento del espacio entre la fascia y el músculo
  • Acción térmica: porque se coloca una venda de algodón encima de la piel. 

Aplicaciones

  • Regulación del tono muscular. Puede aplicarse para relajar o, por el contrario, para tonificar la musculatura afectada.
  • Sobre un ligamento
  • Sobre puntos dolorosos o hernias discales para disminuir la presión y el dolor.
  • Correcciones articulares.
  • Sobre edemas linfáticos.

Indicaciones

  • En hemiplejías, bursitis, pacientes con problemas respiratorios, etc.
  • Pacientes con afectaciones ligamentosas, que afecten la estabilidad articular como esguinces de rodilla, tobillo, en las manos.
  • Tendinitis.
  • En pequeñas disfunciones articulares. Por ejemplo en pacientes con hiper-extensión de rodilla.
  • En tratamiento de dolor en puntos gatillo. Hernias discales, tendinitis.
  • Para las cicatrices y en la mejora de la circulación linfática, frbrosis y hematoma post-traumático.

Contraindicaciones

  • En presencia de trombosis venosa profunda, porque mejora la circulación y el trombo podría moverse.
  • En heridas, porque podría provocar una infección.
  • En traumatismos severos como una fractura ósea.
  • En grandes edemas de origen cardíaco o renal,
  • En tumores.
  • En el embarazo, precaución durante los tres primeros meses. No se debe de aplicar durante todo el período en zona sacra.
  • En diabéticos, no aplicar en la zona de aplicación de la insulina, Si se aplica en diabéticos, siempre con vigilancia.
  • Falta de resultados. Si se aplica este tipo de venda y no ha producido efecto, se vuelve a valorar, se reajusta y sigue sin haber efecto, no se pone más.

Si queréis saber más acerca del vendaje neuromuscular os recomiendo que visitéis esta página web en la que podréis leer más artículos y ver videos sobre esta técnica.

 

Solicita más Información

Escrito por:

 

 

 

Irati González Liñares

Fisioterapeuta Colegiada Nº 41-10626